Por qué es tan importante el control de roedores en explotaciones ganaderas, según BIOPYC

/COMUNICAE/

Se suele relacionar el concepto de plaga de roedores a una gran acumulación de ratas y ratones en un espacio determinado, cuando en realidad, con que sean unos pocos, ya resulta imprescindible una desratización urgente

La colonización de roedores como ratas y ratones en un determinado lugar físico como, por ejemplo, una instalación ganadera, implica múltiples inconvenientes sanitarios y económicos. Concretamente, los roedores transmiten enfermedades y provocan inquietud entre los animales que allí se están criando, traduciéndose en descensos de la producción.

Además, las ratas y ratones necesitan mantener a una longitud adecuada sus dos pares de dientes más grandes que no cesan de crecer para seguir alimentándose de forma normal. Para lograrlo, necesitan roer, masticar, desgastar y cortar todo tipo de materiales, convirtiéndose los conductos y los cables eléctricos de las construcciones pecuarias en los objetos perfectos para su labor. Este hecho también genera grandes pérdidas económicas para los ganaderos e, incluso, pone en riesgo la seguridad de las instalaciones.

¿Cómo mantener alejados los roedores de las explotaciones ganaderas?
Todos estos problemas deben solucionarse de raíz. Para poder conseguirlo, lo ideal es acudir a profesionales especialistas en servicios de desratización como Biopyc, empresa experta en control de roedores en explotaciones ganaderas, con 25 años de experiencia en el sector de la salud animal. Con sede en Fraga (Huesca), esta compañía realiza aplicaciones de choque, programas de mantenimiento y de desratización ISO para crear ambientes hostiles y controlar de forma eficaz la presencia de roedores, sin perjudicar el ganado o los usuarios, priorizando la sostenibilidad medioambiental.

Las instalaciones con animales favorecen la colonización de ratas y ratones
Gracias a su dilatada experiencia en procesos de desratización, Biopyc reconoce que las explotaciones ganaderas son lugares idóneos para la presencia de plagas por dos motivos fundamentales:

Son lugares en los que, por la misma presencia de animales, existe una gran cantidad de agua y alimento, además de numerosos residuos derivados del ganado.

Existen condiciones casi continuas de humedad y temperatura, rompiéndose así el ciclo de estacionalidad. Como consecuencia, la colonización de roedores no se ve afectada por condiciones exteriores, favoreciendo su desarrollo de una forma prolongada y abundante.

Por estas situaciones, Biopyc es testigo de forma continuada de cómo ratas y ratones encuentran en las instalaciones pecuarias el sitio perfecto para abastecerse de alimento, lograr refugio y poder criar. También para satisfacer su necesidad de roer, masticar, desgastar y cortar materiales con sus dientes. Unos problemas a los que su equipo de trabajo sabe dar una óptima solución, respetando el bienestar del ganado, la seguridad de los usuarios y el medioambiente.

Fuente Comunicae


Ir a la fuente
Author: